10 datos reales dichos por expertos que no sabías

Es fácil dar por sentado muchas cosas que hacemos a diario, como encender nuestro ordenador o coger un ascensor. Pero, ¿alguna vez te has preguntado si lo que crees que sabes sobre estas cosas es cierto? Hoy, te traemos 10 verdades sobre cosas cotidianas y datos reales, pero no desde la perspectiva de los rumores o los mitos populares, sino a través de la opinión de expertos a los que se les preguntó que contaran algo sobre su profesión que todo el mundo cree saber de manera errónea.

Desde los conceptos básicos de la informática hasta la biología humana, pasando por cosas sorprendentes sobre tu cabello, las llamadas al 112 y los dispositivos electrónicos, entre otros. Ready?

Puedes ahogarte sin que nadie te escuche

Incluso teniendo a gente cerca de ti a unos pocos metros de distancia. El ahogamiento es una de las principales causas de muerte por accidentes en todo el mundo, y una de las características más preocupantes de este tipo de accidentes es que la víctima a menudo no puede pedir ayuda o emitir sonidos de socorro debido a que el ahogamiento es un proceso silencioso.

A diferencia de lo que se suele ver en películas o series, donde las personas que se están ahogando gritan y piden ayuda, la realidad es que cuando alguien se está ahogando, no puede hablar ni emitir sonidos porque su cuerpo está enfocado en tratar de respirar y tragar agua puede interferir con esto.

Además, el proceso de ahogamiento es rápido y puede ocurrir en cuestión de minutos, lo que hace que sea aún más difícil para las personas que están cerca de la víctima darse cuenta de lo que está sucediendo y actuar a tiempo para salvarla. Incluso si alguien está cerca y ve a alguien ahogándose, puede ser difícil distinguir si la persona está simplemente chapoteando en el agua o si está en peligro de ahogamiento.

Por lo tanto, es importante estar atento a las señales de una persona que se está ahogando, como estar inmóvil o flotar boca abajo, y tomar medidas inmediatas para ayudar a la persona, como llamar al servicio de emergencia, utilizar equipo de salvamento o buscar ayuda de otros nadadores o personas cercanas.

La mayoría de las llamadas al 112 no se acercan en absoluto a ser emergencias

El servicio de emergencia 112 se creó para atender situaciones de urgencia y emergencia médica, de seguridad ciudadana y de extinción de incendios. Sin embargo, muchas personas utilizan este número para solicitar información o para realizar consultas que no son de urgencia.

Según datos de algunas regiones de España, como la Comunidad de Madrid, cerca del 60% de las llamadas al 112 no son emergencias reales, sino consultas o solicitudes de información. Por lo tanto, este uso indebido del número de emergencia puede generar una sobrecarga en el sistema, lo que dificulta la atención de las verdaderas emergencias.

Es importante destacar que la utilización del número 112 para casos no urgentes o falsas alarmas es un delito en España, y puede acarrear sanciones económicas y penales. Por lo tanto, se debe tener en cuenta que el servicio de emergencia 112 es un recurso valioso que debe ser utilizado con responsabilidad y solo en situaciones de verdadera emergencia.

Cambiar tu contraseña cada pocos días no hace que tus cuentas estén más seguras

Las políticas corporativas de muchas empresas exigen modificar tu contraseña cada poco tiempo (recomendablemente cada 90 días) pero se ha demostrado que esto no hace que los sistemas sean más seguros.

Esta práctica ha sido popularizada en el pasado como una medida de seguridad recomendada para evitar la exposición de las contraseñas de los usuarios, pero ha demostrado ser ineficaz en la práctica. La razón es que las personas tienden a elegir contraseñas más débiles y fáciles de recordar si se les exige cambiarlas con frecuencia. Además, los usuarios pueden optar por reutilizar las mismas contraseñas antiguas o escribir nuevas contraseñas en lugares inseguros, como notas adhesivas en sus escritorios.

Además, la política de caducidad de contraseñas puede llevar a la frustración del usuario, ya que a menudo se les pide que elijan nuevas contraseñas complejas que son difíciles de recordar, lo que puede provocar la necesidad de restablecer contraseñas con más frecuencia y aumentar el riesgo de que los usuarios elijan contraseñas débiles.

Por lo tanto, los expertos en seguridad recomiendan que las empresas adopten una política de contraseñas más flexible que se centre en la longitud y complejidad de la contraseña en lugar de caducidad de contraseñas. Además, la autenticación multifactorial y la educación del usuario pueden ser más efectivas para mejorar la seguridad del sistema en lugar de exigir a los usuarios que cambien sus contraseñas con frecuencia.

¿Problemas con tu ordenador o móvil? Apagarlo y encenderlo de nuevo soluciona entre el 70 u 80% de los problemas

Cuando un dispositivo electrónico tiene un problema, puede ser causado por una variedad de factores, como errores de software, conflictos de hardware o fallos en el sistema operativo. A veces, estos problemas pueden resolverse simplemente apagando y encendiendo el dispositivo, ya que esto puede ayudar a restablecer el sistema y eliminar cualquier proceso que se esté ejecutando en segundo plano.

Sin embargo, en algunos casos, el apagado y encendido del dispositivo no es suficiente para solucionar el problema, ya que puede ser causado por una falla física o un problema más profundo en el sistema que requiere una solución más avanzada. Además, los dispositivos más modernos y complejos a menudo tienen procesos en segundo plano que pueden continuar ejecutándose después de apagar y encender el dispositivo, lo que significa que el problema puede persistir.

En cualquier caso, es una buena práctica apagar y encender regularmente los dispositivos electrónicos para asegurarse de que estén funcionando correctamente. Si el problema persiste después de hacer esto, es posible que se necesite un diagnóstico más detallado o la ayuda de un técnico especializado para solucionar el problema.

Si crees que te han hackeado, lo primero que debes hacer es desconectar tu Internet

Y no solamente nos referimos a apagar el wifi con el iconito de tu móvil u ordenador, si no a desconectar el router o sacar la tarjeta SIM.

En general, es recomendable desconectar tus dispositivos de la red si crees que has sido hackeado, pero esto no siempre es lo primero que debes hacer.

Lo más importante es tomar medidas para limitar el daño que el hacker pueda causar. Por ejemplo, si tienes una cuenta comprometida, debes cambiar la contraseña inmediatamente para evitar que el hacker acceda a más información. Además, debes activar la autenticación de dos factores para hacer que sea más difícil para el hacker volver a entrar en tu cuenta.

Una vez que hayas tomado estas medidas, puedes considerar desconectar tus dispositivos de la red. Esto es especialmente importante si sospechas que el hacker ha tomado el control remoto de tu dispositivo o está utilizando tu conexión a Internet para llevar a cabo otros ataques.

Sin embargo, es importante recordar que desconectar tus dispositivos de la red no garantiza que el hacker no pueda seguir accediendo a tu información. Si tu dispositivo está comprometido, es posible que el hacker haya instalado malware o software malicioso que le permita acceder a tu dispositivo incluso cuando no estás conectado a Internet.

En resumen, si crees que has sido hackeado, lo primero que debes hacer es tomar medidas para limitar el daño que el hacker pueda causar, como cambiar tus contraseñas y activar la autenticación de dos factores. Luego, puedes considerar desconectar tus dispositivos de la red como una medida adicional de precaución, pero esto no es siempre lo primero que debes hacer.

En nuestro cuerpo, todos los días se desarrollan células cancerosas

Nuestro cuerpo está compuesto por células que se dividen y crecen constantemente para reemplazar a las células viejas o dañadas. Durante este proceso, pueden ocurrir errores en la copia del ADN, lo que puede dar lugar a mutaciones que favorezcan el crecimiento y la división descontrolada de las células, lo que se conoce como cáncer.

Sin embargo, el sistema inmunológico está diseñado para detectar y eliminar las células anormales o dañadas, incluyendo las células cancerosas. Las células del sistema inmunológico pueden identificar las células anormales y liberar sustancias químicas para destruirlas o enviar señales para alertar al sistema inmunológico para destruirlas.

En muchos casos, el sistema inmunológico puede eliminar las células cancerosas antes de que se conviertan en tumores, pero en algunos casos, las células cancerosas pueden evadir el sistema inmunológico y comenzar a crecer sin control.

Por lo tanto, aunque es cierto que el cuerpo humano puede desarrollar posibles células cancerosas todos los días, es importante destacar que la eficacia del sistema inmunológico puede verse afectada por diferentes factores como la edad, enfermedades crónicas, el consumo de tabaco, y la exposición a ciertos productos químicos y radiación. Además, si las células cancerosas logran evadir la detección y destrucción del sistema inmunológico, pueden desarrollar tumores y convertirse en cáncer.

No, no eres bueno detectando mentiras aunque pienses que sí

Varios estudios han demostrado que la detección de mentiras no es una tarea fácil y que la mayoría de las personas no tienen una precisión mejor que la que se obtendría por casualidad. De hecho, los estudios han demostrado que la tasa de precisión en la detección de mentiras es generalmente del 50% o incluso menor. Esto significa que la mayoría de las personas no son mejores que una moneda lanzada al azar para detectar mentiras.

Una de las razones por las que la detección de mentiras es tan difícil es que muchas personas son buenas mentirosas y pueden engañar a otras personas fácilmente. Además, el lenguaje corporal y otros signos no verbales pueden ser engañosos y pueden ser interpretados de manera incorrecta.

Aunque muchas personas creen que son buenas detectando mentiras, la evidencia sugiere que la mayoría de las personas no son muy precisas en esta habilidad.

Si tu pelo está dañado, no puedes «arreglarlo»

El cabello no está vivo, y una vez que se ha dañado, no se puede reparar completamente. Sin embargo, sí se pueden tomar medidas para mejorar su aspecto y reducir el daño en el futuro.

El cabello está compuesto de células muertas de la piel y no tiene una fuente de nutrientes propia, por lo que no puede regenerarse. Una vez que se ha dañado, el cabello no puede «curarse» por sí solo. Sin embargo, existen productos que pueden ayudar a mejorar el aspecto del cabello dañado, como los acondicionadores y los tratamientos capilares que contienen proteínas y otros ingredientes que fortalecen y suavizan el cabello.

Además, existen hábitos saludables que se pueden adoptar para reducir el daño futuro del cabello, como reducir el uso de herramientas de calor, limitar el uso de productos químicos para el cabello y proteger el cabello del sol y otros factores ambientales.

Aunque es cierto que el cabello no está vivo y no se puede reparar completamente una vez que se ha dañado, existen productos y hábitos saludables que pueden ayudar a mejorar su aspecto y reducir el daño futuro.

En un accidente de ascensor, es poco probable que te estrelles contra el suelo

En la mayoría de los accidentes de ascensores, el contrapeso del ascensor juega un papel importante para evitar que el ascensor se estrelle contra el suelo.

Los ascensores modernos están diseñados con un contrapeso que se mueve en la dirección opuesta al ascensor. El contrapeso está conectado a través de un cable a un tambor en la parte superior del hueco del ascensor. Cuando el ascensor se mueve hacia arriba, el contrapeso se mueve hacia abajo, equilibrando el peso del ascensor. Si por alguna razón el cable del ascensor se rompe, el contrapeso se moverá hacia arriba con una fuerza suficiente para detener el ascensor y evitar que se estrelle contra el suelo.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que el sistema de seguridad del ascensor no siempre funciona en todos los casos, especialmente en ascensores más antiguos o mal mantenidos. Además, hay situaciones extremas, como explosiones o incendios, que pueden superar las capacidades del sistema de seguridad del ascensor.

El contrapeso del ascensor juega un papel importante para evitar que el ascensor se estrelle contra el suelo en la mayoría de los accidentes, pero esto no siempre es efectivo y no garantiza la seguridad del ascensor en todas las situaciones.

Borrar un archivo de un disco duro no lo elimina completamente (en cierto modo)

Cuando borras un archivo de un disco duro, en realidad no se elimina completamente de la unidad de almacenamiento. Lo que sucede es que se elimina la referencia al archivo en el sistema de archivos, lo que indica al sistema operativo que los sectores del disco donde se almacenaba el archivo están disponibles para ser reutilizados.

Sin embargo, los datos del archivo en sí siguen estando en el disco duro hasta que se sobreescriben con nuevos datos. Si un programa o una persona utiliza un software de recuperación de datos, puede buscar en el disco duro y encontrar los datos del archivo eliminado. Si los sectores donde se almacenaba el archivo no han sido sobrescritos, es posible recuperar el archivo eliminado.

Es por eso que, para asegurarse de que los datos no puedan ser recuperados, es necesario sobreescribirlos varias veces con datos aleatorios o inútiles. Esto se llama «borrado seguro» o «eliminación segura» y se utiliza en situaciones donde es importante garantizar que los datos eliminados no puedan ser recuperados.

Por tanto,  cuando borras un archivo de un disco duro, la información no se elimina completamente, sino que se mantiene hasta que se sobreescribe con nuevos datos. Es importante tener en cuenta que es posible recuperar los datos eliminados si no se realiza una eliminación segura.

 

- Advertisement -
Postureo Español
Postureo Español
Todo el humor de España, en una sola cuenta.

TAMBIÉN TE INTERESARÁ:

COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Advertisment

¡no te lo pierdas!